martes, enero 03, 2006

Danza de la muerte

En la iconografía medieval, la danza de la muerte situaba en el mismo lugar a nobles y campesinos, siervos de Dios y putas. Debido a su clasismo era difícil que los diferentes grupos sociales se “encontraran” en otro lugar que no fuera las puertas de la tumba. Actualmente la puerta en la que confluyen pobres y pudientes, curas y putas es la entrada al supermercado de la droga. En los establecimientos en los que se despachan–droguerías–observas corbatas y rastas, maletines de cuero junto a mochilas, trajes al lado, crestas. Unidos en la necesidad viciosa del transporte ultraterreno. Ni el dios fútbol, ni los dioses religiosos consiguen reunir una amalgama de seres como la que junta el camello.

4 comentarios:

Sota dijo...

No estoy del todo de acuerdo. Cada camello tiene su clientela. Y no es lo mismo el que sirve coca al ejecutivo de alto standing, que el que vende costo apaleao al niñato que se cree algo, que el que le pasa caballo al yonki de la esquina, que el que le dispensa el diacepam a la maruja del quinto...

Fabes dijo...

Justito por donde paso para ir a Valencia tenemos un nuevo hiper. Bueno es el de siempre. Lo que pasa es que en vez de ubicarlo en algún lugar fijo, lo van botando de un sitio a otro a ver si desaparece por arte de magia. Y nunca mejor dicho lo de hiper, caballo, crack, base, coca, costo...
En principio es marginal, pero en según que horas ves una mezcla de gente muy parecida a la que postea Golam.

fabes dijo...

Y añado. Suerte con el blog!

Golam dijo...

Sota, de acuerdo en parte, hay zonas -sobre todo en las que se expende coca- en las que ves mercedes, audis, hombres trajeados, pijos, indies, jipis, tiraos... vamos, de todo.