miércoles, febrero 22, 2006

Revolución IV (Coda)

“Cinco días de anarquía..., no duraron más que la vida de una flor.”

Federica Montseny.

“Me propongo volver lo antes posible a España. No, no por la familia, sino porque pienso continuar la lucha. La misma lucha de entonces, cuando éramos jóvenes. Hoy, como antaño, con mis setenta y cinco años. Tal vez sea una obsesión, pero yo volveré a León.
El fascismo es sólo un episodio, una interrupción. No me hago ninguna ilusión. Cuando muera Franco vendrá otro que no será mejor. Quizá será peor. ¿Sabéis por qué lo digo? Porque siempre fue así en la historia. Es igual que sea un gobierno de derecha, de izquierda o de centro, lo echáis abajo porque es un mal gobierno, y ¿qué conseguís? Otro peor todavía. Si no fuese así, el mundo ya sería un paraíso. Pero yo creo que es al revés. Sólo que la gente no se da cuenta, aunque hasta un ciego podría verlo. Y vota y vota y vota. Siempre es igual. Pero cuando Franco, a quién considero culpable de la muerte de un millón de seres humanos, cuando él se haya ido, puedo volver a León, y entonces veremos lo que se puede hacer y lo que yo puedo lograr todavía.”
Florentino Monroy. Ebanista militante de la CNT. Lastours (Francia), 1971.

“Sí, por supuesto, están muy bien organizados los emigrados españoles. Pagan todos los meses sus cuotas de afiliados. También el periódico sigue saliendo, el diario de los anarquistas. Quisiera creer lo que se dice allí, pero hay cosas que no parecen tan simplistas, tan ingenuas. Quizá sea duro decirlo, pero yo digo lo que pienso: yo no puedo seguirlos. La mayoría se imaginan que bastaría regresar a España, cuando llegue el momento, y volver a empezar donde lo habían dejado en 1936. Pero lo pasado ya pasó. No se hace dos veces la misma revolución.”
Émilienne Morin. Viuda de Durruti. Quimper (Francia), 1971

2 comentarios:

Josean dijo...

Tremendamente interesante la serie que has puesto, Golam. Hasta ahora había oído pocos comentarios de gente de la Column Durruti, y me ha gustado lo que dice Simone Weil. Tambíen me ha parecido curioso el punto de vista del militante de la CNT. Es increible cómo el desaliento hiela la esperanza.

Abrazos.

Angel Martín dijo...

Gracias, a mí también me ha parecido interesante; sobre todo ver, como al final todo se quedó en nada; como se transforman en lo mismo contra lo que luchan.

Las citas de los anarquistas están sacadas del "el corto verano de la anarquía" de Enzensberguer en Anagrama.